Adios Chabelo

“Y dice uno, y dice dos y dice tres, váaamonos” era la frase que pensaba y a veces decía mientras el televisor de bulbos arrancaba.

Así empezaron decenas, tal vez cientos de mis domingos infantiles; más o menos de los cuatro a los siete años mi ritual del séptimo día iniciaba con un esfuerzo enooorme por bien despertar y levantarme, prender la tele, decir o pensar esa frase tan chabelina y disfrutar “En Familia con Chabelo” desde la cama o una mecedorcita blanca muy “paike”.

Pocas veces veía Chabelo desde el principio, pero durante toda esa temporada y más, mis domingos iniciaban cuando la televisionzota Zenith emitía la primera imagen.

Cuando no me quedaba dormido, mi Mamá me hacía canela y me la llevaba en un tarro de plástico amarillo con popote integrado, casi siempre acompañada de barras de coco gamesa; también me hacía nescafé en leche y se acompañaba de conchas de vainilla para el clásico sopeo.

Pese al tiempo, son mañanas memorables, entrañables con Chabelo como eslabón incógnito e involuntario de la ilusión, el amor, apapacho familiar y fábrica de enseñanzas.

maxresdefault

Esto ocurrió a mediados de los 80´s, y Chabelo nos abrió una ventana a un mundo casi peliculesco de juguetes, dulces y juegos que no de haber sido por ese programa no hubiéramos conocido y tal vez ni imaginado.

En ese tiempo ni en Jerez ni en Zacatecas había tiendas departamentales, los juguetes que veíamos en nuestro entorno eran los clásicos luchadores uniposición con una mano arriba y una abajo, los carritos de plástico monocolor con rebabas de plastico, los juguetes de madera… los dulces: eran los típicos, los de granel o los que vendían en las tienditas o misceláneas. Si, ya sé, son típicos parte de nuestra identidad y patrimonio, pero a los cuatro o seis años como a cualquier edad, las novedades deslumbran, los objetos inalcanzables se vuelven los más codiciados, además era sólo un niño curioso.

Gracias a Chabelo conocí los monitos de mis caricaturas favoritas He-Man y G.I. Joe, sus detalles, sus accesorios y demás. Conociéndolos pude pedirlos con más claridad, cuando salía el comercial o la pauta corría por mi Mamá de la mano la llevaba hasta la televisión y le decía “mira es ese, ese quiero, ese es el que me gusta, ese le voy a pedir al Niño Dios…”.

 

Indirectamente de toda esa pedidera salió el primer trato de negocios con mi madre, “¿quieres ese? Ahorra y te lo completo…” al paso del tiempo evolucionó y el pronunciamiento fue “¿quieres otro? ahorrar más, trabaja!”. Esas sentencias se convirtieron en el mejor atajo para tener los juguetes de ensueño, literal.

Chabelo también me dio mundo, cuando iba a Tampico, Valles, Monterrey o Saltillo, ningún primo o amiguillo atarantado me apantallaba con sus juguetes, dulces o juegos, hablamos el mismo lenguaje dulcero y lúdico, gracias a mis conocimientos “chabelinos, sonricseros, mis “gi manes, pleymobiles y yiraiyoi” nunca fui el primillo ausente, por el contrario me convertía en el amigo esperado de cada vacación.

La influencia que Chabelo tenía en los gustos sino de mi generación al menos de toda “mi banda” era asombrosa y dinámica, jugar a la escalera loca era un anhelo permanente y muchas veces intentamos replicarlo con el glorioso soneto “ruido o silencio”, hit del soundtrack de mi infancia junto con “adiós superman, bai bai, bai”, “pantalón cortito, bolsitaaas de los recuerdos” y “mamacita, dónde está Santa Clos”…

Algunos aprendimos a decir que no, dándole una espantosa equis a lo que no nos gustaba y aprendimos a negociar con la facilidad de la catafixias.

Con todo esto es imposible que el adiós del amigo de todos los niños no genere nostalgia, en mi caso extraño a Chabelo como extraño ese paraíso que viví en la época relatada, con eso me quedo y lo guardaré en el mismo lugar que guardo mis tesoros emocionales.

Muchas gracias Cuate, vaaaamonos…

Pablo Torres Corpus

 

Anuncios

Rencor Teletón y Punto Final

ojetc3b3n04La semana pasada dedicaba este espacio al Teletón y la campaña negra lanzada en su contra.

En uno de los párrafos mencionaba que el origen de la campaña pudiera ser: “por el rencor sembrado o espontaneo”. Un amigo me decía que “poner rencor le parecía exagerado”.

No lo creí así y tristemente el tiempo me dio la razón. Quienes tenemos la suerte y oportunidad de escribir en algún medio, cotidianamente encontramos puntos de vista distintos, críticas y todo lo que expresarse públicamente conlleva.

Ocasionalmente nos topamos con provocaciones y pocas veces con agresiones verbales.

He colaborado en medios desde hace 15 años y en Imagen desde hace siete tratando diversos temas, algunos especialmente polémicos como: elecciones, partidos, narcotráfico, matrimonios entre personas del mismo sexo, aborto, etcétera y nunca había recibido correos tan agresivos como los obtenidos por el artículo “NarcoTeletón y Punto Final”.

Los más ligeros, sin pruebas ni argumentos me acusaban de ser empleado de la televisora y vocero de la “mafia del poder”. Ambas completamente falsas.

Parafraseando al clásico, uno como quiera; las ofensas y mentadas demeritan al que las emite no a quién las recibe, pero sigo sin entender porque tanto odio, rencor y energía en denostar al Teletón.

Entiendo el malestar que el duopolio puede generar, la baja calidad de las producciones televisivas, la pasión por defender una causa, pero los duros del antiteletón ya sobre pasaron eso, ya no críticos ácidos o inconformes documentados, son ya fanáticos del dogma de la elusión y evasión de impuestos en pro de la mafia del poder.

Llama la atención el ego y pose de superioridad intelectual para atacar, agredir, no entiendo cómo es que estos “eruditos” acusen con tal contundencia y sin más prueba que su maniquea visión del mundo.

Para ellos no puede haber donantes convencidos o donantes agradecidos, no; desde su supuesta superioridad únicamente hay “ingenuos, lamebotas y lacayos de la mafia del poder”.

De nada sirve explicar cómo operan los donativos, la ley del impuesto sobre la renta, los CRITS; diferenciar Fundación Teletón de Televisa, no, para ellos el teletón es para evadir impuestos y ya aunque no haya una sola prueba de ello.

Cuánta razón tenía Alvin Toffler: “el mayor peligro de esta época son los fanáticos”.

Punto Final

Gracias a la familia Imagen por las enormes deferencias hacía el que escribe durante la estupenda y vasta posada. Gracias.

 Pablo Torres Corpus

(12 de diciembre de 2013)

Contra el Teletón y Punto Final

dia-del-maestro“Comité de la ONU urge a México a no dar al Teletón; sugiere que usa a discapacitados”www.sinembargo.mx; “ONU pide a México cesar el lucro y la humillación del Teletón” Huellas de México. Estos son algunos de los encabezados que desde el lunes he leído.

El cuerpo de casi todas las notas tenían el mismo tono del  título: la ONU pide, sugiere, insta, recomienda o exige no dar dinero al Teletón; algunas agregaron viejas mentiras de que Fundación Teletón es de Televisa, que mediante la colecta anual se evaden y eluden impuestos.

Como donador/testigo de la loable labor de Fundación Teletón y por la estridencia de las notas me di a la tarea de obtener la versión original del documento.

Lo primero que encontré es que muchos de los medios se fueron con la finta e incluían en sus notas ligas o copia de un documento de la ONU sobre México pero de abril de 2014 y no de octubre como referían en la nota.

Al leer completo el documento sólo encontré dos referencias del Teletón, en las páginas tres y cuatro.

La primera dice: “Toma de conciencia (artículo 8) 17. Al Comité le preocupa que buena parte de los recursos para la rehabilitación de las personas con discapacidad del Estado Parte sean objeto de administración en un ente privado como Teletón. Además, observa que dicha campaña promueve estereotipos de las personas con discapacidad como sujetos de caridad.”

La segunda: “18. El Comité insta al Estado Parte a establecer una distinción clara entre el carácter privado de las campañas Teletón y las obligaciones que el Estado debe acometer para la rehabilitación de las personas con discapacidad. Asimismo, le recomienda desarrollar programas de toma de conciencia sobre las personas con discapacidad como titulares de derechos.”

Y fue todo, no encontré un solo párrafo donde pidiera a los mexicanos o a su gobierno no donar, ni nada donde acusara a los gobiernos por donar, que pusiera en duda su buen uso o la evasión fiscal. Nada, sólo esos dos apartados.

Tampoco es un veredicto, ni un juicio a la preocupación del comité (17) y a la recomendación (18) México habrá de responder con sus aclaraciones, programas, acciones u opiniones.

Podrán estar en contra de los patrocinadores u organizadores del Teletón pero de eso a mentir y sesgar información para dañar la imagen de un movimiento que como sea y por lo que sea atiende a miles de niños y adolescentes con discapacidad se me hace muy “pinchi”.

Punto Final

La agresión empieza cuando los argumentos terminan.

Pablo Torres Corpus
(8 de octubre de 2014, Imagen, Zacatecas)

torrescorpus@hotmail.com

“Teletontos” y Punto Final

padrinoDesde hace siete años en estas fechas escribo sobre el Teletón porque me parece una excelente iniciativa privada que atiende un sector desprotegido.

Año con año me sorprendo con el coraje que muchos que no aportan ni aportarán le tienen al Teletón, mismo que expresan con campañas difamatorias en busca de disuadir a los que sí cooperamos.

Cada año sacan un nuevo chisme sin más argumento que el replicarlo hasta el cansancio en redes sociales y desde una soberbia llena de ignorancia sobre el Teletón tachan de tontos, inocentes o zombies a quienes estamos a favor de la causa.

Se ha dicho de todo, la mentira más común es que el Teletón es de Televisa y mediante la colecta anual la televisora evade impuestos.

Teletón es organizado y administrado por Fundación Teletón y Televisa es solo una más de las empresas patrocinadoras.

Si el Teletón fuera propiedad de Televisa créanme que yo lo evidenciaría, pero no, cualquiera que haya donado podrá ver su recibo y claramente dice Fundación Teletón. Ni el RFC ni el domicilio fiscal son de Televisa ni de ninguna de sus filiales.

Es más, en términos económicos tiene mucho más peso las aportaciones del Monte de Piedad o el conglomerado de Carlos Slim que el de la televisora.

Se ha comprobado mediante auditorías externas y públicas que no se evaden ni eluden impuestos, también que el redondeo a favor del Teletón ni se le descuenta a ninguna empresa.

Igualmente se evidenció que la mentira del “narco-teletón” es una simple y dolosa mentira; como lo es que la ONU haya prohibido o pedido al gobierno y pueblo de México que deje de donar al Teletón.

Para escribir esto nunca me he basado en tuits, ni cadenitas de facebook, como simpatizante del Teletón cada que sale un rumor lo investigo y trato a fondo; no escribiría ni aguantaría los insultos que recibo cada que toco el tema por simple amor.

Luego de 17 años de Teletón nadie ha podido comprobar ni una sola de las acusaciones de desvío, evasión, elusión, tráfico y demás chismes, lo que si se ha podido documentar son miles de historias de niños que reciben terapia, muchas de ellas de conocidos.

Habrá quienes no les gusta el Teletón porque no es del gobierno, yo veo en ello una virtud y mayor transparencia.

Ya si de plano por nada les agrada el Teletón y tanto les preocupan los menores con discapacidad, pueden crear su propia fundación, el chiste es ayudar.

Punto Final
Si le interesa más información sobre el Teletón puede visitarwww.torrescorpus.wordpress.com.

Pablo Torres Corpus (Imagen 3 de diciembre de 2014)

torrescorpus@hotmail.com

Ley Peña – Televisa y Punto Final

penat
Hace dos años cuando apenas se anunció que habría reforma en telecomunicaciones, los opositores al gobierno federal y el pacto por México bautizaron el proyecto como la Ley Peña – Televisa (LPT).

Con rumores los opositores decían la supuesta LPT sería el pagó el ejecutivo federal a la televisora por la promoción durante la campaña presidencial; y así lo siguieron difundiendo como algo probado e inevitable.

Al iniciar la discusión de las leyes secundarias se insistía con contundencia que la única beneficiaria de esta reforma sería Televisa, en menor medida se aseguraba que también las empresas de Carlos Slim, otros tantos con sorna decían que ni las empresas de Azcarraga ni Slim serían afectadas.

La realidad es que la supuesta LPT parece ser lo contrario a lo que los opositores aseguraban y difundieron.

A partir de esta reforma Televisa habrá dos nuevas cadenas de tv privadas y una pública que serán competencia directa para Televisa que no podrá participar en nuevas licitaciones ni invertir en medios impresos diarios.

Además deberá compartir con sus competidores su infraestructura y señales de tv abierta; la reforma también le prohíbe firmar exclusivas.

A Slim la reforma le afecta porque elimina los cobros por larga distancia nacional en teléfonos fijos o móviles, también elimina el costo por consultar saldo y le obliga a compensar a los clientes por fallas en el servicio entre otras.

Cuando en los hechos se probó que la reforma no beneficiaría a los oligopolios en telecomunicaciones, el pretexto para estar en contra se cambió, ahora alegan invasión a la privacidad, bloqueo de señales o censura ilimitada por parte del gobierno, esto al igual que la LPT es completamente falso.

La reforma señala que sólo se podrán bloquear líneas y equipos que se reporten como robados o extraviados. Sí hay delitos, las autoridades competentes solicitarán la suspensión del servicio telefónico, no de telecomunicaciones.

En ninguna parte de la reforma se habla de censurar redes, contenidos o mensajes; tampoco se estipula que las autoridades puedan o vayan acceder a los datos e información de nuestros teléfonos.

Aún con la reforma y leyes secundarias promulgadas habrá quienes sin prueba alguna sigan insistiendo en favores a Televisa, censuras o violación de la privacidad; su estrategia es sencilla: repetir mil veces la mentira esperando que se convierta en realidad o al menos así se aprecie.

Punto Final
¿Recuerda cuando decían que con la reforma educativa los padres de familia tendrían que pagar el salario de profesores y todos los gastos de las escuelas, que se privatizaría la educación?

Pablo Torres Corpus
Imagen 16 de julio de 2014
torrescorpus@hotmail.com

Anti Teletón y Punto Final

Image
El próximo fin de semana se celebrará el 17 Teletón Mexicano; nuevamente, paralelo al evento existe una campaña de desprestigio sobre los fines y operación de la fundación que lo organiza.

Desde 2005 que se han desplegado campañas anti y contra- Teletón las he seguido atentamente. En este tiempo, al Teletón se le ha acusado de todo, desde ser propiedad de Televisa hasta ser un mecanismo para el lavado de dinero, la evasión y elusión fiscal.

Al paso de ocho años las acusaciones son las mismas y pese al empeño de los antiTeletón no se ha podido comprobar ni una sola de las acusaciones. (Si alguien tiene alguna evidencia comprobable, reitero, comprobable, sobre las acusaciones compártanlas por favor).

Sobre la propiedad de Teletón, sus documentos muestran que opera bajo la figura de fundación siendo registrada como una asociación civil sin fines de lucro surgida a iniciativa de Fernando Landeros y la fundación México Unido.

En este espacio hace tres años se explicó cómo opera el esquema de deducción fiscal en México y que las donaciones no se hacen de los ingresos brutos sino de los ingresos gravables.

Televisa no puede deducir de sus obligaciones lo que se dona al Teletón porque ni siquiera recibe el dinero, los recibos están nombre de Fundación Teletón y nada más. Si donan lo podrán confirmar.

La televisora sí participa en el Teletón, pero produciendo todo el evento, donando tiempo aire y dándole a los otros patrocinadores la exclusividad de anunciarse durante el evento.

Y claro que saca provecho del evento, publicita a su elenco y se promueve como empresa socialmente responsable. No debe extrañarnos que una o 100 empresas busquen mejorar su imagen mediante altruismo.

Otros están en contra del Teletón porque dicen que la atención a los discapacitados se está privatizando; no creo que se privatice, porque eso significaría lucro y quien conoce los CRIT sabe que no se cobra por los servicios.

A mí no me espanta que un niño sea atendido en una asociación civil o en una paraestatal siempre y cuando se le atienda bien y, de ser posible, sin costo alguno. Comparto lo que decía el líder del Partido Comunista Chino,  Deng Xiaoping “No importa que el gato sea blanco o negro; mientras pueda cazar ratones, es un buen gato.”

Tal vez lo expuesto no sirva para convencer de donar a quien no planea hacerlo. Pero ojalá sirva para animar a quien si dona a que lo siga haciendo.

Sin suspicacias, no tengo ningún vínculo con esa empresa y quien me conozca sabrá que en mi casa ni siquiera hay televisión, pero si conozco dos CRIT y de primera mano la ayuda que cuatro familias han recibido de fundación Teletón.

Punto Final
Y sí, hay más personas con derechos que con obligaciones.

Pablo Torres Corpus

Imagen, Zacatecas 27 noviembre 2013

Iniciativa México y Punto Final

ImagenEl pasado jueves representantes de 715 medios de comunicación firmaron en el Distrito Federal un acuerdo titulado Iniciativa México (IM) que mediante un decálogo busca que se informe a la sociedad sobre la violencia, sin que los medios terminen apologizando delincuentes o siendo voceros involuntarios del crimen.

El fin es informar a la sociedad no horrorizarla.

Como ya es costumbre la polarización o el afán de polarizar toda acción ha matizado y divido ya al país entre buenos y malos; entre pro y anti iniciativa.

Normal y sano que no todos se sumen a la iniciativa, no es un asunto obligatorio, para la democracia y libertad sería lamentable que todos los medios tuvieran las mismas ideas, gustos y fines.

Lo que no se vale es que muchos de los que no la firmaron ni piensan sumarse sin siquiera conocer el objetivo, alcances y compromisos de IM se lancen a destrozarla sin más argumento que el sospechosísimo; sin mayor fin que clasificar al país entre buenos y malos.

Entre las posiciones (que no argumentos) más comunes esta el supuesto sometimiento a los designios del Presidente de la República; la censura desde el poder, la perdida de la libertad de expresión, la homogenización de la información y criterios informativos.

Para nada, en primera la firma del acuerdo es voluntaria, lo firmado es un decálogo no un contrato, cada medio de acuerdo a su ubicación, intereses, público objetivo y criterio editorial lo cumplirá como crea prudente, necesario y conveniente.

Incluso los términos y lenguaje usado para el tratamiento de la información queda a criterio de los medios, no se entregó ni entregará un glosario de términos obligatorios para medios y periodistas involucrados.

Algunos de los que no firmaron IM han aseguran que quienes lo hicieron son “títeres de Televisa o comparsas de Calderón”, esto es inadmisible como inadmisible es que se diga que quienes no lo firmaron “le hacen gordo el caldo al narco o son voceros de la delincuencia”.

Ni una ni otra, hay quienes creemos que Iniciativa México es un buen proyecto que puede aportar mucho al país y hay quien no lo cree así, punto.

No creo que a nadie, ni a los mismos delincuentes les agrade el clima de violencia, pero para la delincuencia no hay mejor clima que tener a una sociedad polarizada, enfrentada.

Hemos insistido que la mejor forma en que la sociedad puede enfrentar al crimen organizado, es organizándose, Iniciativa México es una repuesta social organizada a la delincuencia.

Si los que tuvieron la libertad de no firmar la iniciativa creen que hay otro camino también tienen la libertad de tomarlo o proponer otro acuerdo.

Años de censura oficialista impidieron el debate público, o era sumisión o era pleito, por eso ahora a la menor diferencia no se busca debatir sino inaugurar un pleito y ganarlo.

Punto Final

El sábado: hay cosas que no me dan gusto, pero que bueno

Pablo Torres Corpus

Imagen, Zacatecas 30 de marzo de 2011.

torrescorpus@hotmail.com