El Reino del Revés y Punto Final

Arrancamos 2009 con “novedades” en materia fiscal, los aumentos en los impuestos mas extendidos y la eliminación de subsidios a combustibles.

 Para la mayoría de los mexicanos este ajuste representa una importante rasguño a sus carteras, para la parte oficial significa mejorar la capacidad recaudatoria del fisco y eliminar apoyos que benefician a los menos pobres.

 Estas impopulares medidas del gobierno federal son las correctas, lo triste es que como ocurre continuamente en México, las políticas fiscales y económicas se aplican a destiempo, cuando la lógica y comunidad internacional van en sentido contrario a lo ejecutado en nuestro país.

 En las ultimas tres décadas nuestro país ha traído desajustado el reloj fiscal y ha actuado contrario a las tendencias y a veces, hasta contra la lógica económica.

 Cuando existen excedentes petroleros y la economía ha marchado más o menos bien el gobierno relaja la política fiscal general atenido a los cobros que realiza a PEMEX, por producción y exportación.

 Cuando el pueblo ha estado en mejores condiciones de pagar más impuestos y vivir sin subsidios sin padecer desajustes mayores, el gobierno exenta o no cobra impuestos y subsidia de todo, principalmente combustibles.

 Al revés, cuando hay crisis y el ingreso real de las familias se ve diezmado, el gobierno (que cuando hubo vacas gordas no ahorró o previó) para mantener su gasto deja de subsidiar, sube impuestos e inicia cacería de los evasores que antes consintió.

 Al iniciar el año pasado y con un panorama económico más optimista que el actual, el gobierno decidió a un elevado costo económico congelar el precio de los combustibles, previamente los diputados mantuvieron sin cambios significativos las tasas impositivas.

 Ahora que el futuro se ve más sombrío que hace un año, el gobierno federal (ejecutivo y legislativo) decide aumentar impuestos y dejar de subsidiar combustibles.

 Hasta en términos de rentabilidad electoral, los subsidios y reducciones fiscales se notan y agradecen más en tiempos de crisis.

 En este espacio hemos manifestado lo injusto que resulta subsidiar combustibles, lo necesario que era retirar estos apoyos, el problema es que se estuvieron subsidiando cuando no eran tan necesarios, ni la crisis tan resplandeciente.

 Que bueno que por fin se dejen de subsidiar combustibles, el subsidio a los combustibles era sumamente caro y como toda subvención que se mantiene de forma permanente era insostenible.

Que malo que se haya tomado esta decisión, en enero de un año gris económicamente hablando, con fuertes heladas que suponen mayor gasto de energía y con efectos inflacionarios mayores que si se hubiera postergado la eliminación.

Décadas de subsidios a combustibles nos mal acostumbraron y vemos tos apoyos como algo obligatorio y natural.

Nadie duda que el gobierno necesita dinero para poder cumplir con sus apoyos, pero más necesita y el ciudadano para cumplir con el “diario”.

Es como si nos quitaran el paraguas cuando empieza a llover.

Punto Final.

Nos cuesta y tememos más a la encuesta de enero, que a la cuesta del mismo.

PABLO TORRES CORPUS

torrescorpus@hotmail.com

(Imagen, 13 enero 2010)

El Capitalismo Verde y Punto Final

Desde su concepción en el siglo XVI el capitalismo se ha mantenido vigente en buena parte del planeta, con todo y crisis o sobresaltos se ha extendido o al menos algunas de sus características han permeado en casi todo el mundo.

Durante todo este tiempo el capitalismo ha tenido ciclos o etapas muy variadas matizadas por distintos rasgos o intereses específicos. Como si estuviera determinado, las crisis del capitalismo en boga moda anuncian su fin y “presentan” en sociedad el nuevo rasgo que habrán de dominar la agenda capitalista.

Así tuvimos capitalismo industrial, armamentista; financiero, financiero de “fondeo”, cibernético y últimamente hipotecario, todos con sus respectivas crisis y el inmediato nacimiento de un nuevo rasgo dominante, que ahora será verde.

Al día de hoy todos los sectores o grupos influyentes del mundo capitalista han marcado y definido que el principal objetivo de esta nueva etapa es “rescatar el planeta”, promover la sustentabilidad, mejorar el medio ambiente, en fin ser verdes.

Los protagonistas absolutos del Foro Económico Mundial Davos 2007 fueron Bill Gates y Al Gore, el primero con sus millonarias donaciones y el anuncio de la revolución verde y el segundo con su documental “Una Verdad Incomoda”.

Semanas después el auto show de Detroit tuvo como tema principal los coches no contaminantes. Y para nuestra desgracia la crisis hipotecaria de 2008 vino a confirmar la muerte del capitalismo hipotecario e impulsar el boom del capitalismo verde.

El anuncio oficial de que rasgo dominará esta nueva etapa del capitalismo se dio la primer semana de abril pasado cuando el Grupo de los 20 países más poderosos del mundo reunidos en Londres emitió el comunicado oficial de la reunión con la premisa de que debido a la crisis mundial, a las devaluaciones y al calentamiento global se “acelerará la transición hacia una economía verde”,

Ahora los fondos hipotecarios están en desgracia pero ya están disponibles con bastante éxito los fondos verdes con cuyos recursos los gobiernos y empresas buscan obtener financiamiento para convertirse en instituciones verdes, amigas de la naturaleza.

En México los fundamentos y señalamientos del capitalismo verde ya operan desde hace casi un año, Infonavit anunció en septiembre financiará 800,000 viviendas verdes a lo largo de este sexenio.

Banamex y el Gobierno del Distrito Federal promueven un Fondo Ambiental llamado ZMVMX cuyo fin es convertir en verdes el 40% de las azoteas de la Capital. Los techos se enverdecerán con una maceta 100% reciclable con pasto o arbustos pequeños.

Los nuevos ricos de esta nueva etapa del capitalismo serán los que le apuesten a lo verde, los que desarrollen sistemas o productos para cuidar el medio ambiente o reducir la contaminación, los grandes negocios se centrarán en el financiamiento de proyectos ambientales.  

La economía verde o el capitalismo verde excluye a la verde vaciladora, no vayan a salir con que la sembraron para ir a la vanguardia.

PUNTO FINAL.

Hablando en verde, una sincera felicitación a las integrantes de la recién creada Asociación “Por un Zacatecas Sustentable”

PABLO TORRES CORPUS

torrescorpus@hotmail.com

(IMAGEN Zacateas 10 junio, El Alacrán, Jerez 14 junio 2009)

Las Tasas, el interés y Punto Final.

En un año electoral la recesión económica y miles de quejas por el mal servicio y altos costos de la banca en México representan una coyuntura excelente para obtener dividendos electoreros.

Por ello diputados y senadores han pronunciado por poner un tope a las tasas de interés que se cobran en el país por créditos.

El fin puede ser noble, sin embargo la historia y teoría financiera indican que este no es el medio correcto, peor si no se diferencian los conceptos a legislar.

¿QUÉ ES TASA DE INTERÉS?.

En términos técnicos la tasa de interés es el precio del dinero, el precio que pagamos por usar dinero que no tenemos y qué nos prestan o bien el precio que nos pagan por prestar dinero.

En materia financiera la tasa de interés es un balance matemático entre la cantidad de dinero y el riesgo de que no nos la paguen.

Entre más riesgo de que no paguen mayor interés nos dan, entre más seguro menos intereses.

Por ejemplo los bancos pagan nos muy pocos intereses porque es súper seguro que nos entreguen o paguen lo que en ellos ahorramos o invertimos.

En cambio cobran muchos intereses por el riesgo que existe de que no paguen.

En cambio las pirámides o cooperativas nos pagan mayores intereses pero el riesgo de recuperar lo invertido es mucho, mucho más alto.

PROPUESTA LEGISLATIVA.

Los legisladores han señalado que las tasas de interés que se cobran en México son un abuso en comparación a las del resto del mundo y ejemplifican que el CAT (costo anual total) de una tarjeta de crédito de equis banco en México es de 73 por ciento, mientras que el mismo banco cobra en Estados Unidos una tasa de interés del 34 por ciento.

Error, confundir el CAT con la tasa de interés; el CAT es un indicador que contiene todos los cargos que pudiéramos pagar por un crédito: intereses, comisiones, seguros, cargos adicionales, gastos de ejecución, etcétera.

Mientras que la tasa de interés es solo una parte del CAT. Si comparamos solo las tasas de interés nos daremos cuenta que si bien no somos un país barato, si andamos en el promedio.

Error creer que las tasas de interés se pueden contener vía decreto, sí algo aprendimos de López Portillo y Echeverría es que los decretos no sirven para contener la ley de la oferta y la demanda.

Error considerar que las tasas de interés se establecen por ocurrencia. Las tasas de interés son resultado de una serie de ecuaciones cuyo principal eje es el riesgo; a mayor riesgo de que no se pague el préstamo, mayores intereses.

Los prestamos hipotecarios tienen una tasa de interés mucho menor que las tarjetas de crédito y se debe a que si no pagamos la hipoteca el banco asegura el pago de lo prestado quedándose con la casa, mientras que sino se paga la tarjeta de crédito el banco no tiene más garantía que la palabra del tarjetahabiente.

Si ponen tope a los intereses lo único que pasará es que restrinjan el crédito. Por ejemplo sí queda en 10 por ciento anual, solo le prestarán a aquellos que justifiquen que el riesgo de que no paguen es menor al 10 por ciento.

Veamos cuantos intereses cobran las casas de empeño que como único requisito ponen presentar un objeto e identificación.

Las casas de empeño cobran más que los bancos por el riesgo de no recuperar lo prestado.

El problema que los servicios bancarios sean caros en México no está en las tasas de interés, el verdadero problema esta en las comisiones que cobran.

Las comisiones si son establecidas a discreción, ahí si urge legislar y establecer normas, con las comisiones si nos agandallan y feo.

PUNTO FINAL.

Felicidades a la Familia IMAGEN por su doceavo aniversario.

PABLO TORRES CORPUS.

torrescorpus@hotmail.com

 (publicado en IMAGEN, El Alacrán 25, 29 marzo 2009)

El Chapo, Forbes y Punto Final.

Como lo ha venido haciendo desde 1986 la revista newyorkina “Forbes” publicó a media semana su ya tradicional lista de las personas más ricas del mundo, como ocurre anualmente el índice generó polémica en varios rincones del mundo, por desgracia para los mexicanos y en medio de una inédita lucha contra el narco Forbes incluyó este año en su influyente lista a Joaquín Guzmán Loera, (a) el Chapo Guzmán.

La aparición del Chapo ha generado infinidad de comentarios e inquietudes entre los mexicanos y desafortunadamente muchos creen en la lista, calidad, metodología y ética periodística de Forbes y dan por hecho la millonada del narcotraficante enarbolando la causa delincuencial.

ANTECEDENTES.

En 1917 el periodista escocés Bertie Charles Forbes fundó “Forbes Magazine” publicación que desde sus inició se dedicó a cubrir y difundir acontecimientos financieros y del mundo de negocios. La publicación fue evolucionando y en 1986 se les ocurrió estimar las fortunas de aquellos que se presume o rumora son las personas más ricas del mundo y como único requisito para aparecer en ella es tener al menos mil millones de dólares.

Sin embargo desde su primera lista fueron evidentes los problemas técnicos para el cálculo de las fortunas, a falta de una metodología rigurosa, pública o “pareja” los editores de Forbes calculan el capital de los ricos del mundo a “ojo de buen cubero”.

Y al paso del tiempo Forbes que en teoría es (o era) una revista seria de negocios empezó a incluir elementos de sensacionalismo extremo en sus listas con el afán de no perder interés entre los lectores que anualmente esperan con ansia la lista que es una especie de saciamorbos.

Antes de incluir al Chapo, para generar polémica la revista incluyó a Fidel Castro como uno de los hombres más ricos del mundo; igual lo hizo con la Reina Isabel II de Inglaterra y con Osama Bin Laden, en todos los casos el calculo de la riqueza se ha hecho sin aportar pruebas, datos duros o fichas metodológicas.

Pero el problema en los cálculos fallidos no es exclusiva de los personajes con fortunas ocultas o difíciles de calcular, también hay sesgos o fallas en la estimación de la riqueza de empresarios serios con negocios legales, públicos y verificables, el error más común de Forbes es que calcula la fortuna de los magnate en base al valor de la empresa que encabezan y la propiedades que a nombre del millonario o familia y nada más, no toma en cuenta lo invertido en obras de arte, joyas, fondos diversos o bienes y activos a nombre de terceros y lo que es el error más grave no toma en cuenta las deudas de los ricos.

Como ejemplo de este “errorzote” esta Bill Gates y Carlos Slim, dueños de Microsoft y Grupo Carso respectivamente, a estos multimillonarios se les descontó a la fortuna que la propia Forbes hizo el año pasado el mismo porcentaje que perdieron las acciones de sus empresas. Dan por hecho que el tamaño de la fortuna de los magnates es igual al valor de sus empresas, no teniendo en cuenta que hay más socios, pago de impuestos, utilidad neta y muchos otros factores contables.

CHAPO “BILLIONARIE”.

Todos los errores y omisiones de Forbes habían pasado sin mayor pena ni gloria para los mexicanos, ocasionalmente generaba debate el capital de Carlos Slim pero hasta ahí, empero la inclusión del capo sinaloense a la lista ha rebasado los conocidos errores de la publicación.

Sigue siendo ampliamente criticable la metodología, como saben los editores de Forbes a cuanto asciende la fortuna del Chapo que en primera es ilegal y por lo tanto permanece oculta, incluso para los miembros de su cártel.

Es absurdo dar seriedad al cálculo de Forbes porque por su condición de prófugo de la justicia internacional el Chapo no tiene empresas, ni propiedades a su nombre, sino a nombre de otros, de terceros, familiares, amigos prestanombres en general.

Es una gran incógnita como Forbes sabe o estima cuanto tiene el Chapo, cómo una revista ha conseguido lo que no ha podido obtener el gobierno mexicano y el gringo, con todo y la CIA, Ejercito, FBI, CISEN, etcétera.

Si Forbes cuenta con información que no tienen los gobiernos o sabe algo debe compartirla, de lo contrario estará incurriendo en encubrimiento y lo peor, si no sabe pa´que habla.

Más allá, en la ficha del Chapo, Forbes dice que vive en Sinaloa, ¿cómo lo sabe, lo habrá constatado? Dudo que Guzmán les haya dicho: “vivo en Sinaloa y tengo mil millones depositados en x banco”.

Algunos de los defensores de la publicación dicen que el calculo se hizo en base al valor total del mercado de la droga en México y al porcentaje que Guzmán Loera maneja y aunque el narco se maneje como una empresa no es una empresa normal, las utilidades no se pueden estimar igual, a las ganancias por la venta de droga deben restarse los sobornos, las bajas, los decomisos y sumarse las ganancias por secuestros extorsiones y demás eslabones de la delincuencia.

No se puede medir con la misma regla a una empresa legal y una ilegal, del narco no conocemos sus ingresos, ni gastos, mucho menos utilidad neta y a manos de quien va a parar.

CONTRA MEXICO.

Es decepcionante el trato que la revista da a México de los 793 millonarios que incluye la lista solo existe un delincuente y es precisamente el sinaloense, que acaso en todo el mundo no hay otro mafioso poderoso, rico o en mismo México solo Guzmán es rico entre los capos.

¿En Estados Unidos no habrá ni un solo traficante de drogas o armas que tenga mil millones o más, o en Rusia, potencia mundial en mafiosos ni uno solo es más rico que Joaquín Guzmán?

¿Entre los miles de terroristas de Medio Oriente no habrá un rico?, a poco entre los mismos narcos mexicanos no hay otro igual o más rico, ¿dónde queda pues Heriberto Lazcano, los Beltrán Leyva o Zen Li Yeh Gon que en su closet tenía 250 millones de dólares, una cuarta parte de lo que se le atribuye al Chapo.?

Porqué no incluyen a los bandidos de cuello blanco que han desfalcado a medio mundo, como Bernard Madoff, el gringo que defraudo a miles con más de 50 mil millones de dólares, cifra casi tres veces superior a lo mueve el narco en México.

A diferencia de los negocios del Chapo, los de Madoff si se pueden medir puesto que era dinero legal, depositado legalmente en fondos de inversión, porqué con el gringo que llevaba toda una contabilidad no pudieron hacer cálculos y con el mexicano que no se sabe ni dónde vive.

No sabemos y no creo que se sepa cuánto dinero tenga el Chapo o algún otro capo, tal vez el sinaloense tenga más de mil millones, tal vez menos, no lo sabemos, por el momento lo único que sabemos es que Forbes “chafeó” en su calidad como publicación, vendió una estimación que a todas luces es errónea y carente de rigor, lo peor es que lucran con un problema que aqueja a México. Pinchis.

PUNTO FINAL.

Es la segunda vez que los diputados de todos los partidos del Congreso de la Unión se ponen de acuerdo rápido, sin pleitos y al unísono sobre un tema, hoy es la exigencia a EUA a que combata igual que México el narco, la anterior fue para subirse el sueldo, ahí la llevan.

PABLO TORRES CORPUS.

torrescorpus@hotmail.com

(Publicado El Alacrán, IMAGEN, 15, 18 de marzo 2009)

Los Malqueridos y Punto Final.

Es obligación de quienes tenemos la oportunidad de expresarnos públicamente colaborar, señalar y en el mejor caso desmenuzar problemas sociales, en esta tarea y por su tamaño e importancia el gobierno en cualquiera de sus niveles es blanco permanente de la crítica, análisis y reflexión.
 
Con este contexto es común que la opinión publicada se enfoque o atienda principalmente los errores del gobierno, las puntadas o actitudes de sus protagonistas que siempre darán tela para cortar.
 
Así, señalar un acierto o éxito del gobierno o sus funcionarios se ha vuelto políticamente incorrecto, hacerlo genera las más variadas suspicacias, quien lo hace de inmediato es señalado como “vendido, chayotero o aliado”. Tal vez el número de errores “oficiales” supere los aciertos, por eso se les dedica mucho más tiempo y espacio, al numero de errores.
 
A las actitudes sangronas, errores, inclinación por señalar solo lo malo y en muchos casos la mala estrategia de comunicación social debe sumarse el síndrome del “malquerido” que padecen algunos funcionarios como el Secretario de Estatal de Finanzas Jorge Miranda Castro y el Secretario de Hacienda Agustín Carstens Carstens quienes que pese a su esfuerzo, trabajo y buenos resultados son pobremente reconocidos. En cambio al mínimo resbalón son apabullados por gente que muy poco “intelige” de de economía o finanzas.
 
Jorge Miranda tuvo la visión para requerir un millonario préstamo justo antes de que iniciara la crisis financiera mundial, cuyo principal problema radica en la falta de liquidez, efectivo, “cash”.

Con el polémico empréstito el Secretario de Finanzas aseguró efectivo para importantes obras con intereses más bajos y condiciones de pago mucho más benévolas que las que existen ahora que la tasa de interés se ha disparado y las condiciones bancarias son leoninas.

Adicionalmente Miranda Castro tuvo los argumentos técnicos y tacto político para sacar el histórico presupuesto de egresos en tiempo record, dejando a los diputados locales sino contentos, si conformes.
 
Agustín Carstens tuvo el talento y visión económica para rescatar el gasto federal en 2009 al “asegurar” en el mercado de derivados el precio del barril de petróleo en al menos 70 dólares.
 
Esta acción es un acto de heroísmo financiero que salvó un presupuesto desahuciado por la caída del precio, salvó a los gobiernos estatales y federal de un colapso en sus ingresos, lo que habría empeorado la crisis financiera y puesto en apuros la estabilidad social en buena parte del país.
 
Carstens consiguió un presupuesto acorde a las circunstancias en un congreso de 500 diputados divididísimos por el partido, grupo y hasta región.
 
A pesar de estos hits político-financieros poco se ha reconocido la labor del par de Secretarios, que de haber ocurrido lo contrario hubieran sido linchados.

El éxito de ambos funcionarios se debe a que actuaron siguiendo la lógica financiera y no la emoción política, pese a que uno es parte de un gobierno de “izquierda” y otro de uno de “derecha”, comprendieron lo que hace años dijera el artífice de la China moderna, Deng Xiaoping “qué importa que el gato sea blanco o negro, lo importantes es que cace ratones”.
 
PUNTO FINAL.
Feliz Navidad.

PABLO TORRES CORPUS
torrescorpus@hotmail.com
(17-22 diciembre 2008, IMAGEN, El Alacrán, Zacatecas, Jerez)

Maniqueísmo Económico y Punto Final.

Hace unos cuantos días el alarmismo económico encontró en el mercado Mexicano de derivados (MexDer) al nuevo villano cómodo para justificar con simplismo la devaluación del peso y los males financieros nacionales.

 

A raíz de los errores de cálculo y consecuentes pérdidas en que incurrieron varias empresas mexicanas que operaban (con conocimiento de causa) en el MexDer, ante la opinión pública se presentó a este mercado como la más sofisticada herramienta del “capitalismo voraz” para empobrecer al país.

 

Desde el Congreso Federal se pidió “investigar, regular y castigar a las promotoras de derivados para evitar mayores saqueos”, incluso académicos satanizaron al MexDer.

 

Más allá del discurso económico chapulinesco y las calenturas ideológicas debemos conocer y reconocer la importancia del MexDer en la economía y finanzas.

 

En casi diez años de existencia de este mercado son más las historias de beneficio que ha brindado que las de terror que se le achacaron en los últimos días.

 

En el MexDer se intercambian contratos de futuros y de opción que derivan su valor de factores adicionales al precio actual de algún bien, de ahí el nombre.

 

La cualidad de estos contratos radica en que permiten que el día de hoy podamos congelar los precios algún bien que vayamos a vender o comprar en el futuro.

 

Los contratos de futuros son como una especie de seguro que nos garantiza que aunque en el mercado real el producto a comprar o vender suba, nosotros pagaremos el precio que establecemos en el contrato.

 

Este congelamiento de precios permite a las empresas y gobiernos protegerse de fluctuaciones, devaluaciones e imponderables.

 

Este satanizado mercado de derivados fue el que permitió al gobierno federal no modificar los presupuestos de ingresos, egresos 2009 pese a la caída de los precios del petróleo en el mundo, hace dos meses el crudo mexicano rondaba los 122 dólares, hoy promedia los 45.

En agosto y septiembre pasados, el gobierno mexicano compró contratos derivados para congelar en un mínimo de 70 y máximo de 100 dólares el barril de petróleo. Así, aunque el barril cueste menos de 70 dls. El gobierno lo venderá el precio pactado.

 

Pero si el precio por barril supera los 100 dólares (cosa que se antoja difícil) el gobierno asumirá el pago de una comisión.

 

El costo de congelar ese precio fue de mil 500 millones de dólares, una ganga si consideramos que son 480 millones los barriles de petróleo asegurados.

 

Los derivados que hace semanas fueron vilipendiados hoy se han convertido en los héroes que rescataron el presupuesto de egresos de la federación y ayudaron enormemente en mantener la estabilidad económica, esto aunque desde el Congreso Federal no se reconozca ni se aplauda con el mismo animo que el pasado se les atacara.

 

Los derivados no son malos per se, todo depende de la oportunidad, inteligencia y prudencia con que sean utilizados.

 

PUNTO FINAL.

Es paradoja la cultura al servicio de la inquino; es kafkianio que la “más culta” de las funcionarias lejos de evitarle problemas a la primera autoridad se los genere desde la más inculta de las trincheras.

 

Bizarro que le generen popularidad las perniciosas calaveras, que los “exquisitos poemas”.

 

Quien pretendió ofender al periodismo jerezano con las “anónimas” calaveras antes, se ofendió asimisma al exteriorizar la riqueza de su “bagaje cultural”.

 

En lo particular más ofende que desde la presunción de intelecto superior solo se demuestre  ingenuidad e ignorancia cibernética. Lo único evidente es la superioridad visceral.

 

Una página en blanco es una oportunidad; escrita un espejo mental.

 

PABLO TORRES CORPUS.

torrescorpus@hotmail.

(IMAGEN, El Alacrán 26-30 noviembre 2008)

La Otra Migración y Punto Final.

La migración económica y el supuesto del regreso masivo de emigrados ha ocupado amplios espacios mediáticos, durante las ultimas semanas mucho hemos hablado y escrito sobre este tipo de migración, pero hemos dejado rezagada la otra migración, la más nueva, la migración del miedo.

 

Poco se ha hablado de este reciente fenómeno, tal vez por el mismo miedo, porque no existen estadísticas ni conteos oficiales, porque el tema es políticamente incorrecto, sin embargo los estragos comienzan a ser visibles en la sociedad. Parece que en todo el estado hay éxodos temeros, aunque es más visible en las pequeñas localidades-

 

Todas las migraciones se originan por deficiencias o “faltas”; falta de apoyo, falta de seguridad, falta de garantías; en México la tradición migratoria ha tenido su principal causa en la falta de empleo, Zacatecas y sus más de cien años de migración laboral continua son excelente ejemplo.

 

Históricamente la migración laboral ha tenido su base social en personas de escasos recursos económicos y educativos, en los que no pudieron modernizar la parcela o el changarro; en lo que no pudieron poner el negocio o que por su condición no accedieron a la educación o lo hicieron parcialmente y por tanto, no pudieron obtener un empleo que les permitiera una vida decorosa.

 

Durante mucho tiempo se pensó que la migración era una práctica exclusiva de los más desposeídos y en un extremo de los genios, académicos o cerebritos que no encontraban forma de desarrollar su potencial en casa.

 

En contraste la mayoría de los que podían estudiar, obtener un empleo, poner un negocio y vivir al menos regularmente se quedaban en el lugar de origen por los nexos sociales y económicos que desarrollaban.

 

Era difícil encontrar personas que obteniendo en algún grado éxito económico abandonaran el lugar de origen, el amor a la familia y apego al terruño, reforzado por amplios y poderosos vínculos económicos hacían más difícil el destierro voluntario.

 

Desgraciadamente esta tendencia se empieza a modificar escandalosamente y cada día vemos que más personas de éxito económico abandonan el lugar de origen por miedo a la extorsión, al levantón, al robo.

 

Todas las migraciones son dolorosas, pero en estrictos términos económicos es bastante lamentable la migración de personas que venciendo todos los obstáculos generan riqueza y que por miedo perder la vida, la libertad o el patrimonio emigran.

 

Es lamentable porque en muchos casos cierran sus establecimientos, dejan de generar empleos, de pagar impuestos, en fin, de gastar e invertir en su pueblo y estado.

 

Muchos cálculos se han hecho sobre las consecuencias de un supuesto regreso masivo de emigrados, pero nadie ha contabilizado los costos de la emigración de los pudientes.

Mucho hemos oído y leído sobre el dinero, programas y acciones que atenderán a los emigrados laborales que regresan por la crisis financiera.

 

Muy poco sobre programas y acciones para atender a los que quieren irse por la crisis de inseguridad.

 

La crisis de inseguridad a diferencia de la financiera ya ha golpeado brutalmente a la economía real con efectos terriblemente nocivos.

 

PUNTO FINAL.

BILD, el diario más leído y poderoso de Alemania publicó el pasado miércoles: “¡Sensación!. Un médico de Berlín cura a un enfermo de sida. La humanidad esperaba este acontecimiento. Por primera vez un paciente ha sido curado en Berlín.

 

El hematólogo, Gerd Hütter del hospital Charité, transplantó médula ósea a un paciente. El resultado: Desde hace dos años, el virus mortal desapareció de la sangre del paciente”.

Según la publicación hace dos años, cuando el hematólogo de 39 años empezó a tratar de una leucemia a un estadounidense de 42 años que vive en Berlín. Pero el paciente tenía un problema: su sangre estaba infectada con el virus mortal.

 

Hütter examinó a 80 donadores compatibles con el paciente y, con el resultado archivado en el disco duro de su computadora, eligió la muestra nr. 61, que correspondía a un individuo con una mutación genética heredada de sus padres que le hace inmune a las cepas del VIH.

 

La mutación, conocida como célula CCR5, actúa como barrera al virus y solo se encuentra en el 1.5 por ciento de la población europea. En África, América del Sur y otras latitudes no existe.

 

Antes de llevar a cabo el transplante, el equipo médico ordenó al paciente que dejara de ingerir los fármacos antirretrovirales y le advirtieron que el tratamiento debería ser reiniciado después del transplante.

 

Dos años después del transplante, el paciente sigue recuperándose del tratamiento contra la leucemia, pero el virus nunca más volvió a dar señales de vida en su sangre.

 

Este tratamiento podría ser el éxito científico más importante de los últimos cincuenta años.

 

PABLO TORRES CORPUS.

torrescorpus@hotmail.com

(12-16 Noviembre 2008, IMAGEN, El Alacrán).