“A la Tostada” y Punto Final

ImagenPese a los sensacionalistas rumores de que el tercer festival “Vámonos a la Tostada” de Jerez, se había cancelado, el pasado fin de semana éste se celebró con enorme éxito.

Acorde a cifras oficiales, la asistencia promedio en cada uno de los eventos fue de más de 3 mil personas.

Cumpliendo así el objetivo de posicionar la marca Jerez Pueblo Mágico y reafirmar el origen de las “tostadas y duros jerezanos”.

Buena parte de los jerezanos respaldan el festival, pero también hay inconformes, quejosos y escépticos que en poco o en nada les parece este evento.

La queja común es que ¿Por qué un festival de la tostada y no uno cultural? La respuesta es porque festivales culturales ya tenemos varios, la oferta cultural en Jerez es una de las más amplias del estado.

De primera mano he visto como los que más se quejan porque “no hay eventos culturales” nunca acuden a ellos.

Durante las Jornadas Lopezvelardeanas hubo eventos culturales de primera calidad con poca afluencia pese a la promoción que se les dio.

Otro punto es que el nicho de mercado que potencialmente acudirá al Festival de la Tostada, el segmento que se busca atender y atraer, es otro, distinto al que regularmente acude a eventos “culturales”.

Llama la atención que muchas personas que se dicen cultas, solo consideran cultura a lo que ocurre en teatros o aulas, cuando la cultura popular es una de nuestras más ricas expresiones sociales además de ser la más cotidiana.

¿Por qué de la tostada? Por la necesidad de reivindicar, reconocer y recuperar el origen de esta botana típica jerezana.

Para difundir esta añeja costumbre jerezana de aprovechar al máximo las tortillas y cueros de cerdo sobrantes friéndolos en manteca para conservarlos mejor.

Para arraigar este económico tentempié que pronto fue enriquecido con salsa molcajeteada de tomate, chile y hierbas de olor, coronadas siempre con aguacate o queso fresco.

Hoy las tostadas y cueros “duros”, son parte del patrimonio gastronómico zacatecano, por ello se busca rescatar el origen y reafirmarlo al festejarlo con un, aun pequeño pero potencial, festival.

Posiblemente esta explicación y otras no sirvan para convencer a los inconformes; lo bueno es que hay libertad plena para que a quién no le agrade este tipo de festivales organice otros con otra temática a gusto y voluntad personal.

Punto Final
Tener Instagram no nos hace fotógrafos, ni tener Facebook nos hace comentaristas especiales, y tener Twitter no significa ser periodista.

Pablo Torres Corpus 

(Imagen, Zacatecas 7 de agosto de 2013)
*torrescorpus@hotmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s