“DEhAlcones” y Punto Final

“DEhAlcones” y Punto Final

Ayer en el “New York Times” (NYT) Ginger Thompson publicó en primera un reportaje titulado  “U.S. Agencies Infiltrating Drug Cartels Across Mexico” (Agencias Estadounidenses infiltran carteles de droga en México).

 

El texto señala que agencias de inteligencia de Estados Unidos han ampliado en los últimos años sus redes de inteligencia e informantes secretos en México a fin de atacar a los cárteles más violentos, para esto han reclutado no solo a operadores y personas cercanas a narco, sino también a funcionarios electos como legisladores y titulares de poderes ejecutivos además de policías mexicanos.

 

Así la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) ha logrado obtener información fresca, de primera mano que ha compartido con autoridades mexicanas, principalmente el Ejercito y que han derivado en la detención de aproximadamente 26 líderes o capos de diversos cárteles.

La reportera cita como fuentes primarias a funcionarios de las agencias norteamericanas, especialistas en el tema y académicos e indica que los funcionarios entrevistados se negaron a dar mayor información del número de “halcones” y forma de operar debido a la desconfianza en la policía mexicana.

Seguramente estas aseveraciones alzaran las banderas antiyanqui y habrá quién se desgarre en nacionalismo censurando este ultraje a la soberanía nacional.

Debe lamentarse que se tenga que recurrir a la estructura de inteligencia estadounidense debido a la corrupción y pobreza táctica de nuestras agencias que fueron olvidadas-desmanteladas durante el foxismo.

Pero no debemos de olvidar que desde que Estados Unidos es nación ha mantenido poderosas e influyentes redes de inteligencia-información en México, en ellas han participado desde embajadores y empresarios gringos hasta políticos y artistas mexicanos.

Según consta en los archivos desclasificados de la CIA entre estos políticos informantes destacan Adolfo López Mateos, Gustavo Díaz Ordaz, Luis Echeverría, Fernando Gutierrez Barrios y Alfonso Corona del Rosal.

Así que las operaciones de inteligencia y espionaje americanas en México con agentes secretos gringos y funcionarios mexicanos no son novedad, lo que sí pareciera novedad en que compartan esta información sobre todo con el Ejercito.

En toda guerra, combate o pleito institucional la labor de espionaje e inteligencia resultan indispensables y no se puede operar sin infiltrar y no se puede infiltrar sin reclutar.

Así lo han hecho los narcos con mucho éxito reclutando y armando su red de “halconaje” con policías, jueces, taxistas y hasta políticos. En esta tarea el gobierno mexicano se veía o ve rezagado y ante el embate de la delincuencia cooperar y aceptar ese tipo de información no solo es necesaria sino urgente.

El problema es internacional y aunque a Estados Unidos les toca aún mucho por hacer, compartir la información que las instituciones mexicanas son incapaces de generar es un avance.

La verdadera soberanía de un país no reside en si operan redes de inteligencia en territorio nacional, la verdadera soberanía es poder salir sin miedo a la calle.

Punto Final

Felicidades a “Creando Ilusiones AC” por su sorteo de arte, pero sobre todo por la ayuda que brinda a niños y jóvenes con cáncer.

PABLO TORRES CORPUS

torrescorpus@hotmail.com

(publicado en Imagen, Zacatecas, 26 octubre 2011)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s